Bienvenido un día más al blog de Netipunt, tu empresa especializada en la limpieza a domicilio. En la nueva entrada de hoy hablaremos sobre cómo podemos dejar relucientes varios elementos de nuestro domicilio utilizando como ingrediente principal el vinagre blanco.

El vinagre blanco se destila antes de que todo el alcohol se haya convertido en ácido acético, cosa que influye directamente en su sabor, que es algo más fuerte que el resto. Además, es importante saber que este tipo de vinagre se elabora principalmente de caña de azúcar, maíz o melaza. Una de las características de este vinagre es que se puede utilizar como herramienta desengrasante para la limpieza de nuestro domicilio, ya que corta el aceite y la suciedad sin dar el vidrio o cualquier tipo de superficie delicada.

Usos del vinagre blanco en la limpieza de nuestro domicilio

Uno de los materiales en los que más se puede utilizar este producto para realizar su limpieza es la madera. Para ello, debemos mezclar ½ vaso de vinagre con ½ vaso de aceite de oliva, tras mezclarlo bien, debemos mojar un trapo en la mezcla y frotar por toda la superficie de la madera con movimientos suaves y circulares.

Cuando hayamos realizado la limpieza de todos los elementos de madera de nuestro domicilio, debemos esperar a que se sequen y, más adelante, sacar brillo con un paño de cocina seco. Cualquier superficie de madera de nuestro domicilio quedará limpia y reluciente utilizando estos ingredientes.

Tanto en fregaderos como en otras partes de acero inoxidable de nuestro domicilio, podemos utilizar el vinagre para realizar su correcta limpieza. Con este material, no hace falta diluir el vinagre o realizar ninguna mezcla, directamente utilizaremos este producto sobre las piezas de este material y en pocos segundos tendremos todo el domicilio impecable.

El baño es uno de los lugares donde más se almacena suciedad por culpa del jabón, que se queda en cualquier parte y no es fácil de limpiar. Para eso, podemos mojar todas las zonas sucias con vinagre, dejarlo unas horas, y con la ayuda de una esponja y agua retirar toda la suciedad que haya podido quedar en el baño de nuestro domicilio.

El vinagre blanco sirve para mucho más que realizar la limpieza de nuestro domicilio, también es perfecto para desatascar tuberías. Para hacerlo, basta con poner una cucharadita de bicarbonato de sodio en el desagüe seguida por otra cucharadita de vinagre. Esta mezcla hará una reacción que, tras terminar deberemos eliminar con agua tibia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s